“Uno debería ser una obra de arte o llevar una obra de arte”, dijo el famoso escritor Oscar Wilde, a quien nada le gustaba más que llevar pañuelos, chalecos y corbatas de cachemir. O, tal y como lo llamaría un angloparlante, paisley. ¿Y por qué se denomina paisley en el mundo anglosajón a este estampado? Lo descubriremos en este artículo. 

Desde sus antiguos orígenes persas e indios con sus mensajes ocultos y su misterioso simbolismo, este motivo icónico ha tenido una gran travesía. El patrón del cachemir ha viajado por las rutas de la seda de este a oeste, adornado los pañuelos de los vaqueros y los motociclistas, ha sido adoptado por la bohemia del siglo XIX, ha sido popularizado por los Beatles, ha dado paso a la era hippie y se ha convertido en un emblema del rock ‘n’ roll. 

Entonces, ¿qué hay detrás de la increíble longevidad del cachemir? El equipo creativo de Splash by Lo ha entendido, durante la elaboración de esta colección, que ha sido totalmente diseñada a mano a partir de originales y coloreada digitalmente, que su poder simbólico juega un papel. Por ejemplo, el motivo original persa en forma de gota parece una representación de un rocío floral combinado con un ciprés. Además, según se dice, la forma de semilla también representa la fertilidad, tiene conexiones con el hinduismo y también un intrigante parecido con el famoso símbolo del yin-yang. En nuestros días, sigue siendo un motivo enormemente popular en Irán y en los países de Asia meridional y central, de donde se cree que es originario, y se teje con hilos de plata y oro sobre sedas y lanas finas para bodas y otras celebraciones.

Las importaciones de la Compañía de las Indias Orientales a través de las “rutas de la seda” trajeron el patrón textil a Europa en los siglos XVIII y XIX, y tras la llegada de lujosos chales de Cachemir(algunos de los cuales costaban el precio de una pequeña casa), el patrón tomó el continente por asalto. Los chales pronto fueron imitados en toda Europa, especialmente en Paisley, Escocia. De ahí viene el nombre para el mundo anglosajón.

El rico simbolismo y el aura rebelde que rodea al cachemir lo han mantenido vivo. Pero quizás el verdadero secreto de la inmortalidad del patrón es cómo combina la conformidad con la desobediencia, cómo combina su rico historicismo con una poderosa adaptabilidad, y cómo está abierto a una interminable e inesperada revitalización y reinterpretación. 

Y ahora la coincidencia. En el lejano oeste, pero del Himalaya, hay una región donde se fabrica uno de los tejidos más cotizados y delicados del mundo gracias a la suavidad de la lana de unas cabras que viven a gran altura. La región se llama Cachemir y las cabras, cabras de Cachemir. ¿Y el tejido? ¡Lana de Cachemir! ¿De dónde viene la coincidencia de nombre entre tejido y estampado?